¡Salid y rodad, malditos!

La relación entre cine y territorio, entre cine y ciudad, no sólo depende de cuestiones ideológicas, o del contexto socio-político de cada momento. También, a un nivel muy básico, depende de la misma evolución tecnológica del medio. Este ensayo fílmico explica muy bien la historia por la cual las cámaras de cine nacieron como armatostes pesados que sólo los muy expertos podían manejar, y fueron haciéndose más y más manejables, acercándose al mundo, cambiando nuestra manera de crear, democratizándose, y finalmente multiplicándose de tal modo que hoy convivimos día a día con ellas, usándolas muchas veces sin darnos cuenta del gran salto evolutivo que esto ha supuesto para nuestra manera de entender lo que nos rodea.

 

Anuncios

El arquitecto y su ombligo

Hace unos días hablaba con un amigo, de profesión arquitecto y experto paellero, sobre cómo los profesores de su facultad, recomendaban en clase ver “El Manantial”. A los más fans del cine clásico quizás os sonará esta película dirigida por King Vidor en 1949, en plena época dorada de los estudios de Hollywood. En ella, Gary Cooper interpreta a Howard Roark, un arquitecto de ideas atrevidas y determinación férrea que, como podéis ver en el vídeo, no está dispuesto a comprometer “su visión” por nada ni nadie. Destinado a la grandeza y rebelde porque el mundo le hizo así, el tipo está dispuesto a trabajar de picapedrero antes que poner un sólo ladrillo de un edificio suyo que no sea exactamente como él ha imaginado en su cabecita de genio sin mancha.

Continuar leyendo

Ruincarnaciones

“Diría que la ruina es el objeto más contemporáneo posible, porque es el más alineado con la manera en que producimos objetos en los últimos 100 años. La producción capitalista genera constantemente residuos y nuevos usos, lo que quiere decir que los antiguos usos quedan obsoletos. La noción de algo no usado es inherente al capitalismo moderno […] En el pasado, la noción de que algo quedara sin uso, era ridícula. Hoy sin embargo, es prácticamente la forma en la que el mundo funciona.”

Milos Kosec

Cachitos del Fantasma #1: “Only Lovers Left Alive” de Jim Jarmusch

Hacer los vídeos de Mutaciones del Fantasma es una tarea apasionante, y me divierto mucho investigando, viendo películas, leyendo y diciendo chorradas a la cámara. Pero lleva mucho tiempo. Especialmente dado que me dedico a ello en mis horas libres, que tampoco son muchísimas. Por eso suelo tardar bastante en hacer cada uno de los capítulos, entre guión, grabación y edición. Pero entre tanto, la maquinaria no puede parar, porque si no se oxida. Y hay demasiadas películas e ideas sugerentes por ahí como para no darles cabida. Por eso ideé los “cachitos del fantasma”, una serie de vídeos cortos y sencillos que correrán en paralelo a los capítulos digamos “oficiales”.

Empezamos con la última película hasta la fecha del neoyorquino Jim Jarmusch, el rockero melancólico de tremendo pelazo blanco. En “Only Lovers Left Alive” puso a Tilda Swinton y Tom Hiddleston en el papel de Eve y Adam, dos vampiros centenarios que se encuentran atrapados en un mundo que ya no comprenden, y habitan ciudades fantasma en las que apenas se ven seres humanos, a los que Adam llama despectivamente “zombis”.

Son las ruinas de un Detroit venido a menos y un Tánger olvidado las que sirven de marco a esta lacónica (aunque por momento divertida) historia, siempre atravesada por el amor a toda forma de arte proscrito. Una historia en la que, como aseguraba la traducción al castellano, “sólo los amantes sobreviven”.

Espero que os guste el vídeo, y si no tranquilos, que habrá más oportunidades para mejorar.